LLAVE EN MANO
Las últimas novedades y noticias
del mundo inmobiliario

Nº 26
Mayo/2006

 
 
NOTICIAS

Sentencia del
Tribunal Supremo,
28 de febrero de 2006,
Recurso número 1866/2000

Imposibilidad de un único precio público por derechos de entrada de vehículo a través de aceras

En la Ordenanza del que el Ayuntamiento de Alicante había aprobado, resultaba que pagaba lo mismo el vado situado en una calle comercial y céntrica, de alta renta catastral, que el emplazado en el extrarradio, no comercial y de-primido económicamente. Se anula por vulnerar el principio consti-tucional de capacidad económica. Los precios públicos son ingresos de derecho público

CONSULTA

En el jardín de una comunidad existe un árbol que impide las vistas y la entrada de luz a una de las viviendas. Dicho árbol fue plantado por la promotora con anterioridad a la entrega de las viviendas. El propietario afectado exige su retirada. ¿Debe retirarlo la comunidad? ¿Qué mayoría será necesaria para aprobar la retirada?

Así, se trata de una cuestión encuadrada en el régimen jurídico de la propiedad horizontal, como un elemento más de la comunidad.

Aunque la relación del artículo 396 del Código Civil debe ser interpretada como de numerus appertus, de modo que puede decirse que existen elementos comunes que no están en la misma reflejados, en mi opinión no debe conferirse a los árboles la naturaleza de elementos comunes a los efectos expuestos en el citado artículo.

Por todo ello, para la retirada del árbol o árboles, bastará un acuerdo de la mayoría (artículo 17.3º LPH) en cuanto que debe considerarse una cuestión de mera administra-ción.

No obstante lo anterior, cabe advertir que algunos Ayuntamientos exigen una autorización expresa para la retirada de árboles, por lo que la Comunidad de Propietarios debe tener en cuenta esta circunstancia antes de ejecutar la decisión.

No nos encontramos ante un supuesto de servidumbres dado que el árbol se sitúa en la propia finca, esto es, en la comunidad de vecinos, y en consecuencia no es de aplicación lo señalado en el artículo 591 y siguientes del Código Civil.

 

 

CONSEJOS

El verano es la mejor temporada para ser niño. Sin embargo, como los niños son mucho más activos cuando se encuentran al aire libre, es también la temporada de mayor riesgo para lesiones. De hecho, durante los meses de verano ocurren más lesiones infantiles que durante cualquier otra época del año.

Consejos para la prevención
de quemaduras de sol

• Mantenga a los bebés menores de 6 meses de edad fuera del sol.

• Bloquee los rayos intensos del sol usando sombreros de ala ancha y camisa de color y manga larga.

• Aplique crema protectora 30 minutos antes de salir.

Vuelva aplicar cada hora aún siendo resistente al agua. Los niños de piel clara deben reaplicar con más frecuencia.

• El protector solar sólido es más probable que no se escurra con el sudor.

• Las nubes no bloquean los peligrosos rayos ultravioleta (UV), así es que debe usar protector solar aún en días nublados.

• A los niños mayores, del es una botella de protector solar para que la lleven con su traje de baño o en su bolsa de deportes. Recuérdeles que deben volver a aplicarlo con frecuencia, especialmente después de nadar o de haber sudado.

Si la quemadura del niño está roja y le duele, dele medicamento adecuado( acuda al ambulatorio más cercano) para niños. Aplique una toalla húmeda y fría o bañe al niño en agua tibia. Vaya enfriando el agua de la bañera conforme lo requiera su niño para su comodidad. Si el niño presenta fiebre, ampollas o escalofríos, consulte a su médico. Enfermedad ocasionada por el calor.

Durante el verano, la temperatura puede subir 10 o 15 grados entre la mañana y el medio día. Es por eso que, para evitar que los niños sufran de enfermedad por calor, es de vital importancia planear con anticipación y estar preparados para la parte más caliente del día. La enfermedad por calor incluye cansancio e insolación.

Consejos para prevenir enfermedades ocasionadas
por calor

• Planee las actividades al aire libre durante las horas más frescas del día.

• Pase el mayor tiempo posible en lugares frescos y a la sombra.

• Elija ropa suelta y ligera. El algodón es una tela excelente para el verano.

• Cuando vaya a salir, lleve siempre una buena cantidad de líquidos. Durante el verano la mayoría de los niños necesitan beber el doble de cantidad de agua de lo normal.

Resoluciones
de la DGRN

ACTO DE CONCILIACIÓN. NO ES DOCUMENTO PÚBLICO A EFECTOS DEL REGISTRO
R. 22 de febrero de 2006, DGRN. BOE de 23 de marzo de 2006.

Se presenta testimonio de un acto de conciliación en la que una entidad, acreedor hipotecario, se aviene a prestar el consentimiento para la cancelación de la inscripción de una hipoteca. La Registradora deniega la inscripción por no constar lo convenido en escritura pública.

La Dirección General reconoce que uno de los principios básicos del sistema registral es el llamado de legalidad, por el que el art. 3 L.H. establece la exigencia documento público y auténtico para que pueda practicarse inscripción en los libros registrales. Asimismo reconoce que son documentos públicos los testimonios que de las resoluciones y diligencias de actuaciones judicia-les expidan los Secretarios Judicia-les, y que, según el art. 319 LEC tales testimonios harán prueba ple-na del hecho o acto que documen-tan y de la fecha en que se produce esa documentación. Sin embargo según doctrina reiterada del propio Centro Directivo, al exigir el art. 3 L.H. para inscribir en el Registro los títulos relativos a bienes inmuebles o derechos reales que estén consignados en escritura pública, ejecutoria o documento auténtico, no quiere decir que puedan constar en cualquiera de estas clases documentos indistintamente, sino en aquellos que legalmente sean los propios del acto o contrato que haya de inscribirse. Y por lo que se refiere al acto de conciliación señala que su naturaleza es, según nuestra legislación procesal, una actuación de carácter preliminar que debe intentarse en general para poder entablar juicio declarativo, y cuyos efectos, - art. 476 LEC de 1881-son que "lo convenido por las partes en acto de conciliación se llevará a efecto por el mismo Juez ante el que se celebró, por los trámites establecidos para la ejecución de las sentencias dictadas en juicio verbal, y cuando se trate de asuntos de la competencia del propio Juez, y en los demás casos tendrá valor y eficacia de un convenio consignado en documento público y solemne"; sin embargo concluye que ello no significa que sea título inscribible, ya que no es más que un acuerdo entre partes y que los convenios conciliatorios no tienen las garantías de las resoluciones judiciales ni de las transacciones u otros contratos autorizados por notario. (MN)

http://www.boe.es/boe/dias
/2006/03/23/pdfs/A11467-
11469.pdf

http://www.notariosy
registradores.com

 

REFRÁN O FRASE CÉLEBRE

El hombre tiene alma de mujer, ¡Feliz el hombre que aunque solo sea por un dia, sepa entender el alma de la mujer!

Para comprar volver a Valcap.es

 

 

GUÍA DEL PROPIETARIO

El ahogamiento en una piscina es, desgraciadamente, bien conocido en el derecho de daños. Estos accidentes no son infrecuentes y cuando provocan la muerte o lesiones graves suelen generar una acción de reclamación de daños por parte de la persona o personas afectadas contra las personas o instituciones responsables de la instalación donde se produce.

La obligación para determinadas piscinas de disponer de socorristas existe a nivel estatal desde hace muchos años. Todas las piscinas públicas están obligadas desde 1958, obligación que fue ligeramen-te modificada en 1960. Las piscinas privadas, con la única excepción de las que se puedan considerar como exclusivamente familiares lo están desde 1961.

Algunas medidas de prevención de accidentes como, entre otras, la prohibición de la utilización de trampolines, palancas y toboganes en las áreas donde se permite simultáneamente el baño, disponer de un local con botiquín para poder garantizar la asistencia de primeros auxilios o la disposición de salva-vidas suficientes.

Las piscinas se pueden dividir en uso publico y de uso particular entre estas ultimas podemos incluir a las comunidades de vecinos.

.Decreto 95/2000 en el art. 2 otorga esta consideración a todas las piscinas unifamiliares o de comu-nidades de vecinos de uso privativo para sus titulares.

El Decreto obliga a fijar en un lugar perfectamente visible, dentro de la zona de baño, un rótulo que incorpore el mensaje: "Esta piscina no dispone de servicio de salva-mento y socorrismo ni de vigilancia de los bañistas", y a hacer constar en las normas de régimen interno la prohibición que los menores de 14 años puedan acceder a la piscina sin la presencia de un adulto respon-sable.

Todas las comunidades con piscina deben tener un reglamento interno.

Para mejor funcionamiento y dis-frute de la Piscina de la comunidad,

todos los usuarios deben respetar las siguientes normas:

1.- No esta permitida a entrada a la zona de baño con ropa o calzado de calle.

2.- No esta permitido el abandonar desperdicios o basura en la Piscina, debiendo utilizarse las papeleras u otros recipientes destinados al efecto.

3.- Está prohibido el ingreso y permanencia de mascotas y anima-les en toda el área de la piscina, sin perjuicio de los establecido en la Ley -------, relativa al uso en Comunidad Autonoma correspondiente de pe-rros guía por personas con disfun-ciones visuales.

4.- No se permite los juegos de pelota en el recinto, o cualquier otra actividad que pueda resultar moles-ta para otros usuario.

Más información

PARA TOMAR SOL ...

1. Aplíquese el protector solar an-tes de salir de casa y renueve fre-cuentemente su aplicación, sobreto-do después de cada baño.

2. Expóngase progresivamente al sol y evite la exposición solar entre las 12h. y las 16h.

3. Evite las sesiones bronceadoras con lámparas de rayos UVA, ya que contribuyen a la aparición de cánceres cutáneos y aceleran el envejecimiento cutáneo.

4. No exponga a insolación fuerte a los niños menores de 3 años y en las horas de débil insolación protéjales con un fotoprotector de muy alta protección a fin de preservar el mayor tiempo posible su capital solar.

5. No olvide que también puede quemarse realizando cualquier actividad al aire libre: montando en bicicleta, paseando a pie o a caballo, practicando la jardinería… En todas estas ocasiones aplíquese un fotoprotector.

6. No se fíe de las circunstancias que comportan un riesgo suplementario o una falsa seguridad: altitud, nubosidad superficies reflectoras (nieve, arena, hierba, agua), viento fresco…
7. Protéjase con gorra y gafas de sol con cristales homologados capaces de filtrar los rayos UVA y UVB. A los niños, además protéjalos con una camiseta seca y opaca: una camiseta mojada deja pasar los rayos UV.
8. Séquese bien después de cada baño. El "efecto lupa" de las gotas de agua favorece las quemaduras solares y disminuye la eficacia de los protectores solares aunque éstos sean resistentes al agua.

9. Beba agua en abundancia y frecuentemente. El sol deshidrata nuestro organismo. Vigile sobretodo a las personas mayores, cuya sen-sación de sed está atenuada y a los niños, cuya necesidad de agua es importante y sus centros de term-orregulación son todavía inmaduros. No todos somos iguales ante el sol. Todo depende de nuestro fototipo. Éste viene definido por el color de la piel, el cabello, la tendencia a quemarse y la aptitud para el bron-ceado. Estas particularidades están genéticamente programadas.
Conociendo nuestro fototipo pode-mos elegir la fotoprotección mejor adaptada a nuestra "sensibilidad" natural al sol.
Además de nuestro fototipo, tene-mos que tener en cuenta las con-diciones de nuestra exposición solar. En ocasiones la piel puede presentar una sensibilidad exacerbada al sol, independientemente de su fototipo, debido a agresiones repetidas (cli-máticas, cosméticas, medicamento-sas) , o reaccionando ante estimulos que una piel normal no acusaría (alergias), incluso puede volverse intolerante al sol.

Para suscribirse
al Boletín volver a Valcap.es

 

 

INDICACIONES PARA EL MANTENIMIENTO DE LAS PISCINAS DE LAS COMUNIDADES DE PROPIETARIOS

Con la llegada del buen tiempo comienza la temporada de baños en piscinas publicas y privadas. Según la normativa municipal las piscinas de las comunidades de propietarios tienen la consideración de «piscinas privadas».
Asi pues si su comunidad de vecinos dispone o quiere disponer de una piscina privada aparte de las autorizaciones municipales pertinen-tes (licencia de apertura, permiso de temporada y reglamentos espe-cíficos), necesita cumplir una serie de requisitos técnicos para que los comuneros puedan entregarse al uso y disfrute de la piscina.

VESTUARIOS Y ASEOS
Además de un vaso que cumpla los preceptos legales sobre ubicación, dimensiones, escaleras etc., es preciso que existan vestuarios y aseos. Las comunidades pequeñas, cuyas casas estén próximas a la piscina, quedarán exentas de cons-truir vestuarios, aunque no aseos. Todas las piscinas deberán disponer de un botiquín en lugar visible y de, al menos, un sistema de comuni-cación con el exterior.

SOCORRISTA
La Comunidad de Madrid incluye en su normativa la necesidad de un servicio permanente de socorristas, aunque el Ayuntamiento de la capital limita esta necesidad a las piscinas cuya lámina de agua tenga una superficie mayor de 200 metros cuadrados.

En cualquier caso, siempre es aconsejable disponer de este ser-vicio como una medida preventiva y de seguridad.

USUARIOS
Se prohibe el acceso a todas las personas que padezcan enfermeda-des transmisibles e infectoconta-giosas. Los niños menores de seis años utilizarán exclusivamente las piscinas infan-tiles. También los que tengan entre seis y ca torce, cuando no vayan acompañadas de personas mayores. Los usuarios sólo utilizarán los pasos indicados para el acceso a la zona de baño, y será obligatorio ducharse antes de sumergirse en el agua. Está prohibido abandonar desperdicios y enseres dentro del recinto de las instalaciones, debiendo utilizar pa-peleras y recipientes destinados al efecto. Está igualmente prohibido comer y beber fuera de las áreas destinadas a ese fin, así como introducir en el agua objetos sucios o punzantes. La entrada a la zona de baño se realizará con vestimenta y calzado de uso exclusivo y adecuado, prohibiéndose el acceso con ropa y calzado de calle. También se prohibe la entrada de animales a las instalaciones.
No obstante, las comunidades de propietarios pueden tener sus pro-pias normas de uso y funciona-miento de las piscinas, que comple-tarán la normativa municipal y autonómica. Este acuerdo deberá adoptarse en Junta de Propietarios y reflejarse en acta.

MANTENIMIENTO
Las comunidades deben disponer de una persona responsable del correcto funcionamiento de las instalaciones y servicios, así como de su mantenimiento

http://www.valcap.es/html/
Legislacion/Fincas%20Urbanas
/ordenanza%20reguladora.htm

ANECDOTARIO

LA GAMBA
Y EL HOMBRE DEL TIEMPO

Ayer, contra todo pronóstico del hombre del tiempo, fui a remojarme a la piscina. No estaba muy segura de ir, pues las previsiones meteorológicas adver-tían que sería un día nublado y con algún chubasco. Claro que, en el idioma meteorológico, lluvia es igual a sol y, sol es igual a lluvia. Así que en vista del panorama, decidí pasar el día al aire libre, en la piscina de la urbanización de mi prima.

Era una piscina redonda, gran-dísima, con diferentes profundi-dades. Alrededor de ésta, una zona ajardinada (con árboles y todo) para descansar y tomar el sol o la sombra, ¡una comunidad de en-sueño! Si comparamos la piscina con la esfera de un reloj, a cada cuarto de hora había un socorrista, eso me parecía a mi, aunque realmente era uno durante todo el día, intentaba compararlo con los vigilantes de la playa, para que el día se me hiciese más llevadero.

Estos vigilantes suelen vestir con un bañador rojo, una camiseta blanca ajustada marcando músculo, gafas de sol, chanclas y, lo más impor-tante, un silbato. Se pasan el día (¡y la vida!) silbando: piiiiip por aquí, piiiiiiiiiiiip por allá. Vale que lo hagan por nuestra seguridad, pero hace falta tocar una samba brasi-leña a modo de Carlihos Brown.

Finalmente, aproveche un -maravi-lloso-día-soleado-sin-ninguna-nube-en-el-cielo. Me pasé todo el día en el agua. Parecía que estaba en mi hábitat natural, como un pez en el agua. Pero creo que los peces no se ponen morenos y, mucho me-nos, se queman con el sol, y como el hombre del tiempo, me había bien informado, al no pronosticar un día de sol radiante, no puse en la bolsa de la piscina las cremas protectoras, ni siquiera la de pro-tección 1; le estoy muy agradecida, porque yo, como ser humano que soy (hasta que no se demuestre lo contrario), tengo el moreno de una gamba, y me pase la noche envuelta en una sabana mojada en vinagre, y para aliviar mi dolor un poco más, me acordaba del socorrista silbando piiiiip por aquí, piiiiiiiiiiiip por allá e imaginándome que me estaba dando crema protectora con toda su amabilidad y avisándome de los peligros que corre uno por ponerse al sol mientras me susurraba al oído: que lluvia no es igual que sol, ni sol es igual que lluvia.

RESOLUCIONES DE LA AGENCIA ESPAÑOLA DE PROTECCION DE DATOS

RECIBO NO FACILITADO
Procedimiento Nº:
PS/00244/2005
RESOLUCIÓN:
R/00170/2006

Con fecha de 09/06/2004, tuvo entrada en esta Agencia un escrito de D. J.M.A. (en lo sucesivo el denunciante) comunicando que Meridional de Aguas, S.A. le ha cargado en su cuenta bancaria de Caja Sur, el 4/12/2003, un recibo correspondiente al suministro de agua, sin que haya facilitado a dicha entidad su número de cuenta ni prestado su consentimiento para efectuar la citada domiciliación bancaria.......
Más información

ACTUALIDAD
Madrid encabeza la lista de las Comunidades Autónomas que más impulsan la construcción de la Vivienda de Protección Oficial (VPO) en España, al haber iniciado 20.662 pisos protegidos durante 2005, lo que supone un incremento del 22,7 por ciento respecto al ejercicio anterior

Según los datos facilitados por el Ministerio de Vivienda, a Madrid le siguen Andalucía, con 14.142 vivien-das protegidas iniciadas, y Cataluña, con 6.932.

Madrid también encabeza la lista de las Comunidades Autónomas que más viviendas protegidas se termi-naron en 2005.

En concreto, esta comunidad se sitúa, con 12.276 viviendas protegi-das terminadas, por delante de Andalucía, con 11.279, y la Comuni-dad Valenciana, con 8.044.

En total, en España se comenzaron el año pasado 79.191 viviendas protegidas, lo que supone un incre-mento del 13,5 por ciento respecto a 2004, en tanto que se terminaron 62.204, con un aumento del 11,8 por ciento.

LEGISLACIÓN

CUANDO LOS POLITICOS NO TIENEN  BUENAS IDEAS EXPROPIAN

El Govern aprobó el proyecto de ley del derecho a la vivienda, la primera ley que trata íntegramente la problemática de la vivienda. De forma global, la nueva ley regula todos aquellos aspectos que están implicados en la garantía del acceso a la vivienda, como la construcción, promoción, gestión, habitabilidad, conservación y rehabilitación, y las garantías a los consumidores.
La provisión de viviendas destinadas a políticas sociales se configura como un servicio de interés general. Asimismo, crea un registro de solicitantes para las viviendas protegidas. Pero, como eje más visible de la ley, destaca la definición de la función social de la vivienda, puesto que permite incor-porar aspectos innovadores que reflejan la realidad social como el acoso inmobiliario, la subocupación y la sobreocupación de las vivien-das, o su degradación física.

Una medida concreta es el alquiler forzoso, que se producirá en los casos de las viviendas que se encuentren desocupadas en un plazo superior a dos años y siempre que el propietario haya desoído las medidas impulsadas por la Adminis-tración para poner la vivienda en el mercado. El alquiler social forzoso aplicará por un periodo máximo de seis años y consistirá en la expropiación del usufructo de la vivienda para alquilarla a terceros.

Según el conseller de medi Ambient i Habitatge, Francesc Baltasar, esta medida no vulnerará ningún derecho de propiedad, ya que el importe del alquiler lo recibirá el propietario. Esta expropiación sólo se aplicaría por desatención de las obligaciones del propietario, en la conservación del inmueble y si existe riesgo humano.

La ley del derecho a la vivienda en Catalunya pretende ir más allá de las medidas de fomento a la construcción y adquisición de vivienda que se han aplicado hasta ahora y pretende transformar el mercado de la vivienda de la forma más estructural posible. Con este objetivo, el conjunto de actividades vinculadas con la provisión de viviendas destinadas a políticas sociales se configura como un servicio de interés general para asegurar una vivienda digna y adecuada para todos los ciudada-nos. En este sentido, la ley apuesta por la creación de un parque específico de viviendas asequibles que permita atender las necesida-des de la población.

Una de las previsiones de la ley es que el 15% de las viviendas princi-pales existentes sean destinadas a políticas sociales. Además del parque de vivienda asequible, la ley incide en el mercado libre de la vivienda, que es el que da respuesta mayoritaria a las demandas y necesidades de los ciudadanos. Por esto, el texto regula la protección de las personas consumidoras y usuarias de viviendas, la calidad y los requisitos exigidos a las viviendas y las medidas de intervención admi-nistrativa en los casos de utilización anómala.

En esta línea, el Gobierno establecerá un sistema de ayudas al pago del alquiler para personas y hogares residentes en Catalunya, con ingre-sos bajos y moderados, a quienes el coste de la vivienda puede situar en riesgo de exclusión social residen-cial o dificultar un proceso de inserción social.

La ley incorpora el concepto de calidad de las viviendas, que es definida por los requisitos de habita-bilidad, funcionalidad y seguridad y los niveles superiores de calidad. Así, establece criterios de sostenibi-lidad ambiental y de ecoeficiencia en el proceso de edificación y pone una atención especial en la conser-vación y rehabilitación del parque inmobiliario, que deberá pasar un control periódico, que se llevará a término de acuerdo con la vida del edificio y su antigüedad.

También se creará un registro obligatorio de los Agentes de la Transacción Inmobiliaria. Además, la Generalitat fomentará que las viviendas desocupadas permanen-temente se incorporen al mercado inmobiliario mediante diferentes fórmulas. Con respecto a la sobre-ocupación, la administración impul-sará políticas de control e inspección para evitarla.

Uno de los aspectos innovadores de esta ley es la creación del registro de solicitantes de la Vivienda Protegida en Catalunya, que evitará confusiones a la ciudadanía, puesto que este registro será general para todas las viviendas de protección oficial que se construyan en la totalidad del territorio catalán, con lo que se quiere dotar de transparencia, control y eficacia el proceso de adjudicación de la vivienda protegida.
con objeto de promover la diversidad y la mezcla sociales, así como luchar contra la exclusión social. Este Registro establecerá los criterios de adjudicación y priorizará el criterio del sorteo sobre el de baremación, puesto que el acceso a la vivienda es un problema generalizado
.

SENTENCIAS SOBRE PISCINAS

Piscinas de
titularidad privada:

a) Uso colectivo

SAP, penal, 14.7.2000, Santa Cruz de Tenerife, (ARP 2666; MP: A. Santana Rodríguez). Padres de Marta D.F. vs. Julio Antonio M.B (director), Pedro Víctor A.P. (jefe de mantenimiento), Pablo Antonio M.F y Juan B.G. (auxiliares de manteni-miento) y Seguros La Estrella SA. El 1 de agosto de 1993, Marta D.F., de 16 años, se bañaba en la piscina del hotel Punta del Rey (Candelaria) habiendo pagado 600 ptas. para hacerlo ya que no estaba alojada en el hotel. En un momento en el que la joven se disponía a salir de la piscina se ahogó al quedar atrapada su rodilla con un conducto de filtraje. La instancia considera que, además de no cumplir las obligaciones respecto a los socorristas, la rejilla de protección del conducto no estaba colocada correctamente y fijó una indemniza-ción de 45 millones de ptas. Sin embargo, la Audiencia modifica la narración de los hechos probados al considerar razonablemente dudoso que la colocación de la rejilla fuese incorrecta antes de la producción del accidente ya que entiende que podría haberse roto debido a un golpe dado por la joven en el momento de quedarse atrapada o cuando intentaba liberarse. Se revoca la sentencia de instancia y se absuelve a todos los acusados del delito de imprudencia temeraria con resultado de muerte. La asegurado-ra también quedó absuelta del pago de la indemnización.

SAP, civil, 18.1.1999, Gerona (AC 2836; MP: J.I. Rey Huidobro). Matilde J.M. vs. "Cía Aseguradora Fiatc". Acción directa de la víctima contra la aseguradora del parque acuático Waterworld en reclamación por los daños padecidos a causa de un resbalón junto a una piscina infantil. Se prueba que distintas personas habían resbalado en el mismo lugar y que el pavimento era demasiado resbaladizo. La demanda se estima en primera instancia y se fija una indemnización de 2.051.027 ptas. más intereses que la Audiencia confirma.

SAP, civil, 22.2.1999, Vizcaya (AC 404; L.A. Cuenca García). María E.A. y José Miguel R.E. vs. "Inmobiliaria del Puerto Club Kai-Eder" y "Groupama Ibérica, Seguros y Reaseguros". El padre y marido de los codemandantes murió al ahogarse en la piscina del Club codemandado. Cuando se produjo la inmersión de la víctima el socorrista estaba vigilando la piscina infantil y, al quedarse de espaldas, no pudo ver qué sucedía en la de adultos. Esto representa un incumplimiento de las obligaciones reglamentarias (1 socorrista por vaso en estas circunstancias). La Audiencia confirma la sentencia deinstancia que condena a los codemandados a pagar solidaria-mente una indemnización de 10 millones a la demandante (esposa) y de 2 al demandante (hijo).

SAP, civil, 22.9.1999, Álava (AC 2080; MP: M. Guerrero Romeo). Nieves V.G. vs."Club Náutico de Vitoria" y "Lagun Aro, Cía. de Seguros". Tropiezo y caída de la demandante debido al mal estado del firme del paso hasta la piscina. Se aprecia la falta de manteni-miento y reparaciones necesarias para garantizar su uso de forma adecuada. La Audiencia, revocando la sentencia de instancia, estima parcialmente los recursos interpues-tos y condena a los codemandados a pagar solidariamente una indem-nización que rebaja de 858.263 ptas. a 658.263 ptas. más intereses legales.

SAP, civil, 31.7.1999, Segovia (ARP 8856; MP: L. Brualla Santos-Funcia). Isidro C.R. y Consuelo LL.G. vs. Casino de la Unión. Un monitor de natación murió ahogado en la piscina donde prestaba sus servicios. El monitor estaba en la piscina formando parte de la organización de una compet-ición que se estaba desarrollando, mientras la piscina se encontraba cerrada al público. No se aprecia responsabilidad del Casino titular de la piscina donde se cumplían todas las obligaciones reglamentarias. Se considera culpa exclusiva de la víctima: no avisa a nadie de su entrada en el agua, cosa que, de otro lado, no era nada estraño al tratarse de un socorrista y monitor de las mismas instalaciones. Se apunta que la víctima podría haber estado practicando actividades de apnea subacuática.

STS, 1a S, 30.6.1998 (RAJ 5288; MP: J.L. Albácar López). Juan L.S. vs "Parque de Atracciones de Zaragoza SA". Lesiones graves sufridas por un menor, de 5 años, que no sabe nadar, al caer a una piscina, que se encuentra a 15 metros de donde estaba en compañía de su madre y de un matrimonio amigo. La insta-lación no tenía el agua transpa-rente ya que el sistema de filtraje se había estropeado el día anterior, lo cual impide que los socorristas, que además tampoco se dan cuenta de la caída, no puedan rescatar al menor rápidamente ya que no pueden verlo. Indemniza-ción de 6 millones al padre (de-mandante) y de 15 por las lesiones sufridas por la menor.

SAP, penal, 31.7.1998, Orense (ARP 4334; MP: J. Otero Seivane). Carlos C.T.F., Aurora de la Paz R.A., Pedro M.G., Juana Teresa P.S., Margarita H.G. y otros vs. Juan Antonio O.G., Estación de Invierno Manzaneda SA (MEINSA)", "RCD Cía. aseguradora Banco Vitalicio de España" y otros. Un grupo de menores resultaron intoxicados por gas cloro mientras estaban en la piscina climatizada de las instala-ciones donde pasan unos días de colonias. La instalación incumplía la obligación reglamentaria de clorar la piscina con un sistema automático y en el momento de hacerlo manualmente, unos minutos antes del cierre de la piscina y mientras un grupo de menores aún estaba en su interior, se produjo gas cloro que intoxicó a 12 menores. Una niña de 10 años murió y los otros 11 padecieron lesiones de diversa consideración. Indemnización de 25 millones de ptas. por la muerte, 5.840.000 ptas. por lesiones a un menor, 4.772.000 ptas. a otro, 3.426.000 ptas. a otro, 1.267.500 ptas. a otro y demás cantidades de entre 48.000 y 18.000 ptas. al resto de afectados.

STS, 1a S, 2.9.1997 (RAJ 6378; MP: J. Almagro Nosete). Felisa Mercedes H.R. vs. "Club Natación Las Palmeras SA" y Mutualidad de Seguros "Mudespa, SA". El esposo de la demandante murió en la piscina del club Las Palmeras por inhibición provocada por un cambio súbito de temperatura corporal agravado por encontrarse en periodo digestivo. En primera instancia se había estimado la demanda apreciando un retraso en la atención prestada por el servicio de socorrismo (que tenía un lugar fijo y elevado de vigilancia). Pero la Audiencia, considerando en todo momento correcta la actuación del socorrista, la revocó. El TS confirma la sentencia de la Audiencia.

SAP, penal, 16.12.1997, Guada-lajara (ARP 1989; MP: Mª A. Martínez Domínguez). Cristina N.N. y José Carmelo N vs. Javier M.M., Marta Z. M y otros. Muerte de una niña de siete años ahogada en una piscina durante un campamento de verano organizado por la Fundación Cooperación y Educación Funcoe. Un monitor se introduce en la piscina con un grupo de menores situándose en la zona de cambio de profundidad pero sin hacer utilizar a los menores, algunos de los cuales no sabían nadar, ningún tipo de flotador. Una niña se ahoga en la zona de menor profundidad al perder el conoci-miento y permanecer sumergida no menos de 3 minutos sin que el monitor se dé cuenta.Indemnización de 13 millones de ptas.

SAP, civil, 18.4.1996, Badajoz (AC 2058; MP: R. Baliña Mediavilla). Manuel R.C. vs. "Club San Marcos" y "Zurich Cía. de Seguros SA". El demandante, de 22 años, sufrió lesiones graves (tetraparesia espática muy aguda) al lanzarse a la piscina del club demandado y golpearse la cabeza con el fondo. El accidente se produjo entre las 22’30 y las 23’30, después de la hora del cierre de las instalaciones (22h). Los encar-gados de la piscina toleraban que algunas personas pudiesen perman-ecer en la piscina después de su cierre al público, aunque en ese momento se rebajaba la iluminación (cosa que no permite al accidentado apreciar correctamente la profundi-dad de la piscina desde el lugar del que se lanza) y los socorristas dejaban de prestar sus servicios. Los daños se cifran en 60 millones de ptas. Al considerar que la víctima contribuye en un 50% a la producción del resultado lesivo, la indemnización a pagar se reduce a la mitad. La Audiencia revoca la sentencia de instancia, que había desestimado la demanda, y condena a los demandados a pagar solidaria-mente una indemnización de 30 millones de ptas. más intereses legales.

STS, 1a S, 23.2.1995 (RAJ 1107; MP: G. Burgos Pérez de Andrade). Santiago E.I. vs. Angel C.G., Pilar M.C. y "Aegón, Sociedad Anónima de Seguros y Reaseguros". Joven herido grave-mente al lanzarse a una piscina portátil instalada en el jardín de un bar. Concurrencia de culpas: del establecimiento por la falta de medidas de seguridad en la piscina e el incremento del riesgo al organizar un concurso con premio al primer cliente que se lanzase y del lesionado por el consumo de bebidas alcohólicas que le dificulta percibir la escasa profundidad de la piscina.

SAP, civil, 6.6.1995, Córdoba (AC 1257; MP: J.R. Berdugo y Gómez de la Torre). Rafael F.M. vs. "Parque Deportivo Fontanar". Lesiones sufridas por el demandante al caer después de tropezar con un bote de bronceador situado junto a la piscina. No se aprecia incumplimiento de los servicios de limpieza y mantenimiento de la piscina: la causa de la caída era fácilmente perceptible y evitable por parte del usuario de la piscina.

STS, 1a S, 29.7.1995 (RAJ 5739; MP: J. Marina Martínez-Pardo). Magdalena F.F y Antonio M.B vs. Martín H.T., Ignacio y Martín M.P. y "Caja de Previsión y Socorro SA". Muerte de un menor en una piscina privada. Recurso de casación interpuesto por la aseguradora que se estima parcialmente de acuerdo con la suma asegurada.

SAP, civil, 8.11.1995, Burgos (AC 2581; MP: I. Barcalá Fernández de Palencia).María Begoña G.M. vs. herederos de Ángel M.L. y Manuel N.C. La demandante sufrió una intoxicación por inhalación de gas cloro, mientras se bañaba en una piscina de uso público a la que había accedido previo pago de la correspondiente entrada, debido a la mezcla defectuosa que se había realizado del cloro con el agua. La acción contra el responsable de mantenimiento (Manuel N.C.) se considera extracontractual y prescrita, a diferencia de la acción contra el propietario de la piscina (Ángel M.L.) que se considera contractual. De esta modo, sus herederos son condenados al pago de una indemnización de 3.950.000 ptas. más intereses legales.

SAP, civil, 28.9.1994, Lugo (AC 1396; E. Prada Guzmán). José Antonio G.F. vs. "Club Fluvial" de Lugo. El demandante se lesionó al caer por las escaleras de la piscina. No se aprecia ningún incumplimiento por parte del club: el firme es de un material antideslizante correcto. A pesar de ello se encontraba mojado pero esta circunstancia se considera normal. No se admite la argumen-tación de la objetivación de la culpa en relación con la creación de un riesgo ya que la piscina no es una instalación necesariamente genera-dora de riesgo. Las lesiones se atribuyen a la culpa de la víctima que no iba calzada adecuadamente.

STS, 1a S, 14.6.1984 (RAJ 3242; MP: J. Santos Briz). José G.J. vs. Manuel M.D. Menor, de 14 años, ahogada en la piscina privada explotada por el demandado. El vigilante tuvo que ser avisado por los demás bañistas de lo que ocurría. El socorrista era el hijo del demandado y su capacidad para desarrollar la actividad de socorrista no se acredita en el proceso. El TS, apreciando incumplimiento de las obligaciones reglamentarias, conde-na al propietario de la piscina al pago de una indemnización de 1 millón de ptas.

También puede tenerse en cuenta el Auto, penal, 21.12.1999, AP Barcelona (ARP 270; MP: A. Pons Vives) que resuelve desfavorable-mente a la recurrente un recurso de queja. María Fe O. S. contra Auto de Instrucción que mantiene su imputación penal por un presunto delito de homicidio por imprudencia grave por la muerte de un menor ahogado en una piscina de Can Dragó perteneciente ala Unió Barcelonina d’Activitats Culturals Recreatives i Esportives (UBAE). La Audiencia desestima el recurso y mantiene la imputación al conside-rar que la recurrente, María Fe O.S. actuó con indicios de criminalidad: ella era la responsable de un grupo de 13 menores, de edades comprendidas entre cinco y diez años, a los que acompañó a la piscina citada, el 10 de julio de 1998, encontrándose la piscina muy concurrida (unas 700 personas) y sin saber si el niño sabía nadar, sin preocuparse de que utilizase flotador, lo autorizó a bañarse. Cuando se produjo el ahogamiento del menor, la recurrente no se dio cuenta ya que estaba tomando el sol, y tampoco se dio cuenta de que un bañista avisó al socorrista, ni de que sacasen al menor del agua y lo llevasen a la enfermería. La recurrente sólo se enteró de lo sucedido al requerirse la presencia del responsable del menor por la megafonía de la piscina. La acusación particular renunció con anterioridad a las acciones civiles y penales contra el socorrista, el secretario general de la entidad, la entidad y la aseguradora después de haber llegado a un acuerdo por el que la entidad se comprometió a pagar 25 millones de ptas.

b) Uso privado

STS, 1a S, 7.9.2000 (RAJ 7127; MP: I. Sierra Gil de la Cuesta). José Antonio M.F. vs. Angel B.R. y José A.A. Muerte de un niño de tres años ahogado al caerse a la piscina de una finca privada vecina propiedad del demandado. No se aprecia ninguna responsabilidad del vecino ya que tenía la piscina protegida con una verja y se prueba que los padres del menor estaban en la finca colindante mientras se produjeron los hechos.

STS, 1a S, 18.5.1999 (RAJ 3352; MP: R. García Varela). Juan P.E vs. contra Fernando M.R. Muerte de una niña menor de edad en una piscina de una finca cedida en precario por el demandado, que es propietario, al demandante. No se aprecia responsabilidad del propie-tario cedente de la finca: las medidas para evitar el accidente correspondían al demandante como ocupante de la finca que además debió de prever el riesgo de accidentes al tener diversas hijas de corta edad.

SAP, civil, 24.5.1999, Murcia (AC 6153; MP: M. Jover Carrión). Alfonso G.C. y Aurora A.P. (representantes legales de la menor Aurora G.A.) vs. Miguel S.C. y esposa (sic) (represen-tantes legales del menor José Miguel S.V.), comunidad de propietarios de la urbanización Bellavista, "Santa Lucía SA" y "Caja de Seguros Reunidos, Compañía de Seguros y Reaseguros SA (Caser)". Una niña menor de edad se bañaba en la piscina de la urbanización cuando otro menor se lanzó al agua cayéndole encima y provocándole, entre otras lesiones menores, la pérdida de dos piezas dentales. Se aprecia concurrencia de culpas: 75% de los padres del menor que provoca las lesiones y el 25% de la comunidad que, aunque cuenta con un socorrista, no tiene las medidas suficientes para garantizar la vigilancia y la seguridad de los bañistas en periodos de gran aglomeración como el del momento en que se produjeron los hechos, un 29 de julio. La Audiencia confirma la indemnización de 834.000 ptas. fijada en primera instancia, recha-zando los recursos de las asegura-doras codemandadas que preten-dían la aplicación de los baremos establecidos en la Orden Ministerial de 5.3.1991.

SAP, penal, 1.12.1999, Valencia (AC 4753; MP: R. Beaus Oficial) . Encarnación B.C. vs. Asociación REMAR, Pablo Z.J., María Teresa F.P., Pablo Ramón P.F. y otros. La demandante fue admitida en un centro de rehabilitación de droga-dictos de la Asociación demandada para seguir un tratamiento. Uno de sus tres hijos, de 8 años, que residían con ella y con el resto de internas y personal del centro, se ahogó, sólo 9 días después de ingresar en el centro, al caerse en una piscina que era utilizada para el riego sin tener ninguna valla protec-tora. Se confirma la indemnización de 12 millones de ptas. a favor de la madre estableciendo la responsa-bilidad civil directa de Pablo Z.J. (encargado de los medios materiales del centro) y María Teresa F.P. (encargada de las internas y de los niños) y subsidiaria de la asocia-ción.

SAP, civil, 14.6.1995, Alicante (AC 1230; MP: F. Rodríguez Mira). Fernando C.F. vs.edificio Residencial "La Gaviota" y "Caja de Seguros Reunidos SA". El demandante se lesionó gravemente (luxación permanente de las vértebras C4-C5 y lesión medular) al lanzarse a la piscina de cabeza saltando una valla exterior y gol-peándose con el fondo de la piscina. Se atribuye el daño a la culpa exclusiva de la víctima sin que se aprecie ningún incumplimiento de las obligaciones aplicables a la piscina donde se produce el accidente.

STS, 1a S, 23.11.1982 (RAJ 6557; MP: J.M. Gómez de la Bárcena López). José I.C. y Trinidad M.S. vs. Urb. Font-Rubí, representada legalmente por José María U.V. El TS confirma la sentencia de la Audiencia que rebajó a 750.000 ptas. la indemni-zación que la urbanización debe pagar a los padres del fallecido. La condena se basa en la negligencia del propietario de la urbanización al no disponer de medios ni de personal de vigilancia en la piscina.

HACIENDA
CONSULTAS EMITIDAS
POR LA DIRECCIÓN GENERAL
DE TRIBUTOS
FECHA SALIDA :13/02/2006
NORMATIVA: Ley 37/1992
art. 78
DESCRIPCIÓN-HECHOS:
Una empresa municipal del suelo emite una factura a nombre de la comunidad de propietarios consultante como consecuencia de una serie de gastos satisfechos por aquélla y que corresponden a esta última. Dichos gastos proceden de pagos por cuenta de la Comunidad en concepto de contratación de enganches de luz, parte proporcional del seguro de incendios y consu-mos de agua, todos ellos fac-turados por la empresa muni-cipal hasta la formalización de la comunidad.

CUESTIÓN PLANTEADA: Si las cantidades facturadas por la empresa municipal deben llevar IVA.

CONTESTACIÓN-COMPLETA:
1.-El artículo 78, apartado uno de la Ley 37/1992, de 28 de diciembre, del Impuesto sobre el Valor Añadido (Boletín Oficial del Estado del 29), establece que la base imponible del citado Impuesto estará constituida por el importe total de la contraprestación de las operaciones sujetas al mismo procedente tanto del destinatario como de terceras personas..

En particular, de acuerdo con lo establecido en el artículo 78, apartado dos, 1º de dicha Ley, se incluyen en el concepto de contraprestación los gastos de comisiones, portes y transporte, seguros, primas por prestaciones anticipadas y cualquier crédito efectivo a favor de quién realice la entrega o preste el servicio, derivado de la prestación principal o de las accesorias a la misma.

El apartado tres, número 3º del citado artículo 78, establece que no se incluirán en la base imponible "las sumas pagadas en nombre y por cuenta del cliente, en virtud de mandato expreso del mismo. El sujeto pasivo vendrá obligado a justificar la cuantía efectiva de tales gastos y no podrá proceder a la deducción del Impuesto que eventualmente los hubiera grava-do."

De lo expuesto se deduce que la Ley ha establecido la posibilidad de excluir de la base imponible las partidas habitualmente denomina-das suplidos. Según diversas reso-luciones vinculantes de la Dirección General de Tributos (entre otras, de fechas 1 de septiembre de 1986 - Boletín Oficial del Estado de 10 de septiembre - y de 24 de noviembre de 1986 - Boletín Oficial del Estado de 16 de diciembre), para que tales sumas tengan la consideración de suplidos y no se integren en la base imponible de las operaciones realizadas por la empresa para el cliente en nombre y por cuenta del cual han sido satisfechos los correspondientes importes, deben concurrir todas las condiciones siguientes:

1º. Tratarse de sumas pagadas en nombre y por cuenta del cliente.

La realización del gasto en nombre y por cuenta del cliente deberá a-creditarse ordinariamente mediante la correspondiente factura expedida a cargo del destinatario (comuni-dad de propietarios) y no del intermediario agente, consignatario o comisionista que le está suplien-do ( empresa municipal del suelo).

2º. El pago de las referidas sumas debe hacerse en virtud de mandato expreso, verbal o escrito, del propio cliente por cuya cuenta se actúe.

3º. La justificación de la cuantía efectiva de dichos gastos se realizará por los medios de prueba admisibles en Derecho.

En consecuencia, cuando se trate de sumas pagadas en nombre propio, aunque sea por cuenta de un cliente, no procede la exclusión de la base imponible del Impuesto de la correspondiente partida por no ajustarse a la definición de "suplido" incluida en el artículo 78 de la Ley.

En los "suplidos", la cantidad perci-bida por el mediador debe coincidir exactamente con el importe del gasto en que ha incurrido su cliente. Cualquier diferencia debe-ría ser interpretada en el sentido de que no se trata de un auténtico "suplido", ya que el mediador no se limita a trasladar un coste sino que ha añadido valor al servicio de que se trate.

También podrán considerarse des-tinadas a "suplidos", si concurren las circunstancias anteriores, las provisiones de fondos consistentes en el anticipo de una cantidad global a justificar en función de los "suplidos" habidos. No obstante, formarán parte de la base imponible y originarán el devengo del Impuesto las cantidades que se destinen efectivamente a retribu-ción de servicios prestados en nombre propio, cualquiera que sea la calificación que las partes den a la contraprestación.

2.- Lo que comunico a Vd. con efectos vinculantes, conforme a lo dispuesto en el apartado 1 del artículo 89 de la Ley 58/2003, de 17 de diciembre, General Tributa-ria.

 

 

DECÁLOGO PARA EL MANTENIMIENTO DE PISCINAS

PRECISAMENTE para los encargos de ese mantenimiento, la Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC) recomienda:
Mantener en perfecto estado de limpieza y desinfección la zona de baño, su entorno e instalaciones anexas.

—Los sistemas de tratamiento de agua para su depuración han de encontrarse en funcionamiento continuo mientras la pisicina permanezca abierta.

—Vigilar los niveles de agua del vaso.

—Mantener los valores de cloro dentro de los límites exigidos por la legislación vigente y efectuar, al menos dos veces al día momento de apertura y máxima concurren-cia) las determinaciones correspon-dientes a cloro residual libre, cloro residual total, pH y turbidez. El análisis de aguas y su estado deben reflejarse en el Libro Oficial de Registro Sanitario de Piscinas, expedido al efecto por la Junta Municipal Correspondiente.

—Verificar la adición de los desinfectantes y otros aditivos.

—Utilizar, para el tratamiento del agua y limpieza y desinfección de las instalaciones, productos debida-mente homologados y autorizados para estos fines.
Almacenar estos productos fuera del alcance del público.

—Vigilar el estado de conservación del vaso, a fin de detectar posibles fugas, y prestar atención a duchas y otros elementos de uso común (lavabos, cisternas, etc.), sobre todo en caso de no estar dotados de pulsadores automáticos o temporizados.

PISCINAS
RELACION DE NORMATIVAS VIGENTES A 3 de febrero de 2005
CC.AA. NORMATIVA
 

ANDALUCIA Decreto 23/99 de 23 febrero, se aprueba el Reglamento Sanitario de las Piscinas de Uso Colectivo

ARAGON Decreto 50/93 de 19 de mayo por el que se regulan las condiciones higiénicas sanitarias de las piscinas de uso público.

ASTURIAS Decreto 26/2003 de 3 de abril por el que se aprueba el Reglamento Técnico Sanitario de Piscinas de uso colectivo.

BALEARES Decreto 53/95 de 18 mayo, regula las condiciones higiénico sanitarias de las piscinas de los establecimientos de alojamientos turísticos y de las de uso colectivo.

CANARIAS Orden de 2 de marzo de 1.989 regula el Régimen técnico sanitario de piscinas.

CANTABRIA Decreto 58/93 de 9 de agosto, por el que se aprueba el Reglamento Sanitario de las Piscinas de uso colectivo.

CASTILLA LA MANCHA Decreto 216/99 de 19 octubre, de condiciones higiénico sanitarias de las piscinas de uso colectivo.

CASTILLA LEON Decreto 177/92 de 22 de octubre por el que se aprueba la normativa higiénico sanitaria para piscinas de uso público.
Decreto 106/97 de 15 mayo que modifica el articulo 3del anterior decreto.

CATALUNYA Decreto 95/2000 de 22 de febrero, normas aplicablesa las piscinas de uso público.
Decreto 165/2001 de 12 junio, de modificación del Decreto 95/2000

COMUNIDAD VALENCIANA De-creto 255/94 de 7 diciembre, regula las normas higiénico sanitarias y de seguridad de las piscinas de uso colectivo y de los parques acuáticos.
Decreto 97/2000 de 13 junio por el que se modifica elDecreto 255794

EXTREMADURA Decreto 54/2002 de 30 de abril por el que se aprueba el Reglamento Sanitario de Piscinas de uso colectivo de la Comunidad Autónoma de Extremadura.

GALICIA Decreto 53/89 de 9 de marzo Reglamento sanitario depiscinas de uso colectivo.

MADRID Decreto 80/98 de 14 de mayo, por el que se regulan las condiciones higiénicas sanitarias de piscinas de usocolectivo.

MURCIA Decreto 58/92 de 28 de mayo Reglamento sobre condiciones higiénico - sanitarias de las piscinas de uso público.

NAVARRA Decreto foral 123/2003 de 19 mayo, por el que se establecen las condiciones técnico-sanitarias de las piscinas de uso colectivo.

PAIS VASCO Decreto 32/2003 de 18 de febrero, Reglamento sanitario de piscinas de uso colectivo.
Decreto 208/2004 de 2 noviembre

RIOJA, LA Decreto 2/2005 de 28 de enero, por el que aprueba el Reglamento sanitario de Piscinas e Instalaciones Acuáticas de la Comunidad Autonoma de La Rioja.

Además el Ayuntamiento de Madrid tiene publicada la Ordenanza Reguladora de las Condiciones Higiénico-Sanitarias, Técnicas y de Seguridad de las Piscinas en el B.O.C.M núm. 45 de 23 febrero de 1.999

Por parte del Ministerio de Sanidad ha publicado el R. Decreto 865/2003 de 4 de julio, por el que se establecen los criterios higiénicos sanitarios para la prevención y control de la legionelosis. Regula el mantenimiento de bañeras de hidromasaje y piscinas de hidromasaje de uso colectivo

CONSIDERACIONES GENERALES

Los reglamentos de las diferentes Comunidades Autónomas regulan las características que debe reunir el agua de la piscina. Se observa, con relación al tema del AGUA, los siguientes puntos:

En todas las normativas indican que el suministro del agua en las piscinas debe proceder de la red de suministro público y que en caso contrario es necesario la autorización del Departamento Sanidad correspondiente.

En ninguna normativa se contem-pla el caso particular de piscinas con carácter público que se alimentan de agua de mar.

En Baleares se exige que el agua de mar cumpla los valores guía de las normas de calidad de aguas de baño RD 734/88.

El volumen de aportación diaria al vaso, las normativas siguen el mismo criterio, debe ser un 5% del volumen del agua del vaso.

En la de Catalunya y Madrid no hacen referencia alguna.

En la de Navarra y Valenciana indican que el aporte de agua nueva será el mínimo suficiente para garantizar le mantenimiento de la calidad del agua y para que se mantenga el nivel de agua necesario para el correcto funcionamiento del sistema de recirculación.

En la C. de Extremadura esta-blece que el aporte diario será tal que el cloro residual combinado en el vaso no supere en 0,6 mg/l el valor del cloro residual libre del agua de alimentación. En las que no utilicen derivados del cloro el valor de nitratos sea igual o superior a 10 mg/l respecto al agua de alimentación.

Todas las normativas, excepto la de Catalunya, regulan un tiempo de recirculación del agua contenida en el vaso, y en función de este se establece los caudales mínimos.

Referente a la regulación de un tratamiento conjunto de las aguas procedentes de los vasos infantiles y de recreo, no existe un criterio único. La mayoría no hacen referencia alguna.

Las Comunidades de Asturias, Extremadura, La Rioja, Madrid y Murcia regulan que ha de ser independiente el tratamiento. Galicia, y El País Vasco permiten la filtración conjunta, siempre y cuando la desinfección se realice de manera independiente.

Cuando se fijan criterios de calidad del agua del vaso se hace difícil la interpretación de los valores límite de los contenidos en cloro libre y cloro combinado, ya que tiene en cuenta el intervalo del pH, el sistema de desinfección utilizado y el tipo de piscina.

Los criterios de calidad del agua del vaso difieren, a veces de formaconsiderable según la normativa de cada Comunidad.

La normativa vigente en Catalunya es una normativa finalista. Atribuye a los Ayuntamientos la competencia de la autorización y control sanitario de las piscinas de uso público instaladas en el respectivo termino municipal.

En Asturias, Catalunya, La Rioja, Navarra y País Vasco hacen referencia al AUTOCONTROL . Se refiere a un documento que los titulares deberán redactar donde figure un plan de actuación para asegurar el cumplimiento de la normativa vigente. La misma normativa relaciona lo que deberá de incluir en la normativa.

En Extremadura regula el registro de piscinas de uso colectivo en el que deberá inscribirse por un lado, las piscinas de uso colectivo ubicadas en la Comunidad Autónoma como requisito previo para su primera puesta en funcionamiento, y por otro lado, aquellas personas físicas o jurídicas que realicen el manteni-miento de piscinas a terceros.

Otra novedad que regula la normativa vigente en Extrema-dura es la obligatoriedad de figurar el aforo máximo de bañistas en la documentación que los vendedores de las viviendas facilitan al comprador, junto con las dimensiones de los vasos y de las instalaciones complementa-rias.

En la normativa del País Vasco establece que mediante certifi-cado de dirección y final de obra suscritos por técnicos competen-tes y visados por el correspon-diente Colegio Profesional se justificara que las atracción recreativas realizadas de acuerdo con los proyectos aprobados cumplen los requisitos de seguridad garantizado en losmismos.

En Asturias establece que en el expediente de la licencia de obra que corresponde a los Ayunta-mientos, se solicitará un informe sanitario preceptivo de adecua-ción del proyecto al reglamento vigente, que será emitido por los servicios técnicos de la Agencia de Sanidad ambiental y consumo.

En Navarra regula que el depósito regulador debe ser accesible para facilitar su limpieza, con capaci-dad adecuada al volumen del agua del vaso y dotado de los elementos necesarios para su ventilación.

En la normativa de Navarra regula la velocidad de aspiración del desagüe no ha de ser superior a 0,6 metros por segundo en cada de una de las tomas del fondo.

ÁMBITO DE APLICACIÓN Y EXCLUSIONES

ANDALUCIA
Ámbito: Piscinas de uso colectivo

Exclusión:
Unifamiliares.

Comunidades vecinos hasta 20 viviendas.

Termales.

De carácter deportivo.

ARAGÓN
Ámbito: Piscinas colectivas

Exclusión: Unifamiliares.

Termales.

ASTURIAS
Ámbito: Piscinas de uso colectivo

Exclusión: Unifamiliares.

Termales.

BALEARES
Ámbito: Piscinas de los establecimientos turísticos.

Piscinas de uso colectivo

Exclusión: Unifamiliares.

Comunidades de vecinos.

Termales.

CANARIAS
Ámbito: Todas las piscinas

Exclusión: Unifamiliares.

Termales.

CANTABRIA
Ámbito: Piscinas de uso colectivo

Exclusión: Unifamiliares.

Comunidades de vecinos hasta 20 viviendas.

Termales.

CASTILLA LA MANCHA
Ámbito: Todas las piscinas

Exclusión: Unifamiliares.

Las de uso deportivo y compe-tición.

Baños termales.

CASTILLA LEÓN
Ámbito: Todas las piscinas

Exclusión: Unifamiliares.

Comunidades de vecinos

CATALUNYA
Ámbito: Piscinas de uso público.

Exclusión: Unifamiliares.

Comunidades de vecinos.

Termales.

GALICIA
Ámbito: Piscinas de uso colectivo

Exclusión: Unifamiliares.

Comunidades de vecinos hasta 20 viviendas.

Termales, hidroterapia.

EXTREMADURA
Ámbito: Piscinas de uso colectivo, y de las comunidades de vecinos con mas de 20 viviendas

Exclusión: Unifamiliares.

C de vecinos hasta 20 viviendas.

MADRID
Ámbito: Todas las piscinas

Exclusión: Unifamiliares.

En las C de vecinos hasta 30 viviendas señala unas exclusio-nes. *

Termales

MURCIA
Ámbito: Piscinas de uso colectivo

Exclusión: Unifamiliares.

Comunidades de vecinos.

Termales.

NAVARRA
Ámbito: Piscinas de uso colectivo

Exclusión: Unifamiliares.

Comunidades de vecinos de menos 20 viviendas.

Termales.

C. VALENCIANO
Ámbito: Piscinas de uso colectivo.

Parques acuáticos.

Exclusión: Unifamiliares.

Comunidades de vecinos con aforo inferior a 100 personas.

PAIS VASCO
Ámbito: Piscinas de uso colectivo

Exclusión: Unifamiliares.

Comunidades de vecinos hasta 20 viviendas.

Termales.

RIOJA, LA
Ámbito: Todas las piscinas e instalaciones acuáticas de uso público

Exclusión: Piscinas de uso particular, (comunidades de vecinos) salvo en una serie de requisitos.

Piscinas unifamiliares.

*.-Las piscinas de C de Vecinos de hasta 30 viviendas están exentas del cumplimiento de los requisitos establecidos en los capítulos IV, VI, VII y del artículo 24 en sus apartados 2, 3, y 4 del capitulo VIII.

 

 

RESOLUCIONES DE LA AGENCIA ESPAÑOLA DE PROTECCION DE DATOS

DISPOSITIVOS VIDEOS DE VIGILANCIA
Procedimiento Nº
PS/00100/2005
RESOLUCIÓN:
R/00035/2006

Con fecha 9/07/2004, tuvo entrada en esta Agencia un escrito remitido por la Delegación del Gobierno en Canarias (en lo sucesivo Delegación del Gobierno) por el que se tras-lada, a su vez, otro escrito de la Comisaría de Policía en (...........), de fe-cha 6/05/2004, en el que informa que el Grupo de Seguridad Privada de la citada Comisaría de (.............) ha tenido conocimiento de la instalación de dispositivos de vídeovigilancia en el Centro Comercial Nilo .................
Más información